Seleccionar página

La implementación de un detector de metales en la industria alimentaria no solamente ofrece grandes ventajas a nivel de calidad y seguridad en los alimentos, sino que es obligatoria para garantizar que los alimentos cumplen con la normativa vigente.

Es fundamental garantizar el control de contaminantes y cuerpos extraños en los procesos de producción de la industria alimentaria, y la mejor forma de hacerlo es mediante los detectores de metales.

Normas de control de calidad en la industria alimentaria

Las principales normas de calidad a las que debe acogerse todo tipo de industria que trabaje con alimentos es la IFS (International Food Standard). Esta consta de ocho pautas enfocadas a áreas de alimentación y de no alimentación, las cuales cubren los procesos y servicios a lo largo de la cadena de suministro.

Así, las cadenas de producción, fabricantes y distribuidores deben cumplir esta norma con el objetivo de dar respuesta a la demanda de calidad, transparencia y eficiencia en todo su proceso productivo.

Otras normativas que se aplican en la industria alimentaria son: El APPCC o la normativa ISO 22000.

El APPC (también conocido como HACCP) es un proceso sistemático preventivo que sirve para garantizar la inocuidad alimentaria, aunque este también se aplica en la industria farmacéutica y cosmética.

Este procedimiento sirve para evaluar y prevenir todo tipo de riesgos relacionados con objetos contaminantes durante la cadena de producción.

Finalmente, la normativa ISO 2200 recoge los diferentes requisitos de seguridad industrial, basándose asimismo en la normativa APPCC y constituyendo la base de cualquier normativa de seguridad alimentaria aprobada hasta el momento.

Los objetivos de la ISO son los siguientes:

  • Asegurar la protección de consumidor
  • Reforzar la seguridad alimentaria
  • Fomentar la cooperación entre las industrias y los gobiernos y
  • Mejorar el rendimiento durante la cadena de suministro alimentaria.

Todo este tipo de normativas y garantías de calidad sirven para ofrecer la máxima seguridad durante el proceso de producción y hasta que el producto llega a manos del consumidor. Esto afecta no solamente a la reputación de la industria o empresa sino que garantiza que ésta cumple con la legalidad vigente en materia de seguridad alimentaria.

Es por esto que resulta prácticamente imprescindible para las industrias alimentarias el hecho de contar con detectores de metales que les ayuden a responder a las normas de calidad vigentes.

 

Detectores de metales para la industria alimentaria

En Ibercassel ofrecemos una gran variedad de detectores de metales, los cuales te ayudarán a garantizar la máxima seguridad y protección de los alimentos en tu industria durante toda la cadena productiva.

  • Detectores de metales para productos a granel o empaquetados

El Detector Shark BD está especialmente diseñado para detectar partículas metálicas, incluso las no magnéticas, en productos transportados en cinta transportadora, ya sea a granel o empaquetados. Éste ofrece una gran sensibilidad y precisión en la detección y está fabricado con materiales muy resistentes que garantizan su funcionamiento hasta en los ambientes de trabajo más duros.

El Detector Shark GF está preparado para ofrecer la más alta sensibilidad de detección y puede incorporar diferentes sistemas de alarma: sonoras, visuales, de expulsión o de paro de cinta.

El Detector Shark TU está diseñado para detectar contaminantes metálicos en productos generalmente transportados en cinta transportadora. Este detector está fabricado con materiales de alta calidad para soportar los ambientes de trabajo más duros y gracias a su avanzada tecnología (DDS y DSP) asegura la mejor detección incluso con productos con elevada humedad.

  • Detectores de metales para productos pastosos

EL Detector Shark In-Meat sirve para la detección de partículas metálicas y no magnéticas en productos pastosos que se desplazan a través de tuberías. Las partículas metálicas son rechazadas y separadas automáticamente por el sistema de rechazo que incorpora este dispositivo.

  • Detectores de metales para productos líquidos

El Detector Shark In Liquid detecta partículas metálicas y no magnéticas en líquidos que se desplazan a través de tuberías. Este está fabricado con materiales de alta calidad e incorpora un sistema que rechaza automáticamente las partículas metálicas detectadas, separándolas y expulsándolas.

Si tienes una industria alimentaria y quieres saber más sobre las normas de calidad y por qué es importante contar con un detector de metales, contacta con Ibercassel.

 

Abrir chat